Novela de ficción - Trascendental, el Lego de la realidad. Capítulo 4: El Puzzle de la materia

Novela de ficción - Trascendental, el Lego de la realidad. Capítulo 4: El Puzzle de la materia

Imagen de angel

ÍNDICE

Capítulo 1: El test de la Manzana.

Capítulo 2: Los límites de la imaginación.

Capítulo 3: Nano impresión 3D.

Capítulo 4: El puzzle de la materia.

Capítulo 5: La nueva moneda.

Capítulo 6: Nano clonación de órganos.

Capítulo 7: Ética y nanotecnología.

 

CAPITULO 4: El puzzle de la materia

 

Tras cuatro meses de intenso trabajo, Julio se acercaba a sus expectantes compañeros con una mesa con ruedas en la que había otro cubo cubierto por una tela, similar al que les mostró hacía unos meses.

Susana hizo la presentación oficial a sus compañeros. -Y gracias a “Todolohago” nace Bichitos, la siguiente generación de nano impresión 3D, que opera en paralelo a través de múltiples nanorobots.

-Genial, la pregunta que más me intriga es -intervino Fernando-. ¿Cuánto tiempo tarda en fabricar un objeto, de por ejemplo, 10 cms de altura?.

-Depende del volumen y densidad -respondió Susana-. Es decir, de su número de átomos, pero dejadme que os mostremos algo.

Susana levantó la tela de “Bichitos” y allí estaba un cubo similar a Todolohago.

Luis intervino. -Os explico su funcionamiento. Bien, ahora ya no tenemos un brazo robot con el microscopio atómico, lo que tenemos es una estructura cúbica con sensores en cada uno de los 8 vértices. Estos sensores se utilizan para geolocalizar a los nanorobots, es decir, para saber dónde están en cada momento y hacia dónde deben ir. Creamos un mapa en 3 dimensiones del interior del cubo de Bichitos. Cada nanorobot recibe su propia localización; la localización adonde debe ir a recoger los átomos;  la ubicación donde debe unir el átomo transportado; y a qué átomos colindantes debe unirlo mediante enlaces atómicos.

-Bichitos funciona de modo parecido al cuerpo humano cuando se está formando:

  • El embrión que crea la Naturaleza, en nuestro caso es un objeto que queremos fabricar.

  • La Naturaleza dispone del ADN que contiene la información del ser humano que se quiere crear; en nuestro caso el ADN es el software con la información del objeto a fabricar, que hemos llamado nanograma.

  • Las células madre formando el embrión saben dónde están (disponen de orientación espacial), saben hacia donde tienen que ir y en qué tipo de tejido deben convertirse. En nuestro caso son los nanorobots que tomando los átomos de materia prima de carbono, saben a través de los sensores de las aristas donde se encuentran, y a través del nanograma en qué punto de esta matriz 3D deben ubicarse y a qué átomos colindantes deben enlazarse.

-Este objeto que veis en el centro es una Torre Eiffel de 10 cms de altura, que ha sido creada en sólo una semana.

-Hemos conseguido igualar a las impresoras 3D, pero la resistencia de estos objetos es muy superior ya que están forjados átomo a átomo. Hemos modelado por ordenador esta pieza y la hemos construido uniendo todos sus átomos, uno a uno, con una perfección atómica o nanométrica.

Fernando intervino. -Bueno ahora os queda mejorar la velocidad de las impresoras 3D, que podrían crear un objeto similar en unas horas.

-Tienes toda la razón Fernando -respondió Julio-. Estamos incrementando la velocidad y creemos que también alcanzaremos en ese aspecto a las impresoras 3D en un breve espacio de tiempo. Pero ten en cuenta que la perfecta estructura creada en carbono tiene una resistencia muchísimo mayor que los objetos creados por las impresoras 3D convencionales.

Fernando intervino de nuevo. -Julio, y ¿cómo funcionan los nanorobots?, es decir, ¿qué energía utilizan para moverse y unir los átomos?.

-Buena pregunta -respondió Julio-. Bien, como no podemos ponerles un cable de corriente eléctrica a cada uno, hemos creado un dispositivo de transmisión de energía inalámbrica. Esta tecnología la inventó el siglo pasado Nikola Tesla, el genial inventor de la corriente alterna; aunque tuvo un triste final arruinado y muchos de sus inventos se perdieron, entre ellos su proyecto frustrado de construir una torre de transmisión inalámbrica. Este dispositivo se encuentra en la base de Bichitos y traslada energía eléctrica a los nanorobots.

-Sois unos cracks -respondió Fernando-. Sé que las compañías de móviles investigan esa tecnología para cargar las baterías, pero no la tienen a punto aún.

-Bueno, en nuestro caso no necesitamos mucha energía, ya que los nanorobots consumen poquísimo y están pegados a la base que transmite la energía. Ha sido una aplicación menos compleja en principio, y nos han ayudado algunos contactos de centros de investigación.

María preguntó también. -Julio, lo ideal sería que en un futuro los nanorobots pudiesen disponer de energía para ser operativos fuera del cubo de Bichitos. Ahora mismo sólo funcionan dentro del cubo, ¿no?

-Tienes razón María -respondió Julio-. Aún no nos hemos centrado en esa aplicación, pero hay varias ideas para hacerlo. Bien generar un dispositivo de transmisión de energía inalámbrica con un alcance mucho mayor, o bien incorporar a los nanorobots la capacidad de obtener energía solar y una mini batería donde almacenarla. Este campo no lo tenemos aún definido y tenemos que investigar alternativas y pros y contras de cada una de ellas.

Atanasio intervino. -Sois todos unos genios. Es fascinante lo que habéis conseguido en tan poco tiempo. Tenéis un talento insólito, además de ingenio para identificar las soluciones más eficaces.

-A partir de aquí veamos cómo proceder -prosiguió Atanasio-. Crear un objeto con nanotecnología que fuese diseñado previamente por ordenador y que además tuviese un solo tipo de átomos sería el primer paso. El verdadero reto ahora es crear objetos en los que intervengan muchos elementos de la tabla periódica, y sobre todo, escanear un objeto real y reproducirlo; como la manzana, o un jamón.

-Julio ya ha pensado en eso jefe -añadió Susana.

-Así es Atanasio -se unió a la conversación Julio-. Estamos perfeccionando la siguiente generación de Bichitos, que permitirá trabajar con varios elementos de la tabla periódica, y poco a poco intentaremos incorporar los 119 elementos. Cada elemento tiene una idiosincrasia particular, ya que sus enlaces y estabilidad son diferentes. Pero estamos trabajando duro en ello. Por otra parte, el verdadero reto es construir el escáner de átomos, y también lo estamos investigando.

María intervino. -Explícanos en qué consiste y por qué es tan importante.

Julio prosiguió. -Voy a tratar de explicarlo de un modo sencillo.

-Imaginemos que cada objeto del mundo real es un puzzle tridimensional, en el que las piezas que lo componen son sus átomos. Para hacer esto posible, necesitamos "escanear tridimensionalmente" un objeto real y convertirlo en información a modo de puzzle 3D, es decir, identificar cada átomo qué pieza del puzzle es (qué elemento de la tabla periódica es), y con qué piezas colindantes se conecta (con qué otros átomos de la tabla periódica se une). Una vez que tenemos esta foto 3D del objeto, que llamaremos nanograma, lo hemos pasado a información para construir uno idéntico, del mismo modo que hacemos un puzzle. Bichitos coge las piezas (átomos o elementos de la tabla periódica) y va conectándolas con otras piezas (otros átomos de la tabla periódica), construyendo el puzzle y replicando así el objeto original.

-Intentamos crear un sistema que mediante diferentes tecnologías que estamos probando, como ultrasonidos, microondas, espectro de la luz que rebota en la materia, resonancia magnética, radiofrecuencia, radiografía; identifica cada átomo, cuál es de los 119 elementos de la tabla periódica. Esto no lo hemos conseguido aún, aunque estamos avanzando.

-A partir de que sepamos cada átomo de un objeto cuál es, creamos una estructura de datos en forma de matriz tridimensional, (como un cubo 3D) en la que se va identificando cada átomo y los átomos que tiene a su alrededor.

-Lo que hacemos es traducir el hardware o producto físico al software o producto convertido en información, lo que hemos llamado nanograma, como el ejemplo que comentamos de la música que se pasa a mp3. De este modo, cuando un objeto se pasa a Software, lo que se hace es identificar todos y cada uno de sus átomos qué elementos son de los 119 de la tabla periódica, su ubicación exacta y todos los enlaces entre los átomos colindantes, es decir, se identifica cada átomo a qué átomos está conectado a su alrededor.

-¡Vaya!, suena muy convincente -añadió Atanasio-. ¿Cuánto tiempo calculáis que tardaréis en tenerlo disponible?

-Creo que en unas semanas el primer prototipo y en dos meses quizá la primera versión estable.

-Genial -añadió María-. Sois unos cracks. Estoy deseando ver lo que sois capaces de hacer, y que sea en dos meses me parece extraordinario. Tengo la sensación de querer dormir rápido y que pase el tiempo para disfrutar de algo que me ilusiona mucho, como cuando era pequeña y quería que pasara rápido el día antes de reyes para ver mis nuevos juguetes.

Atanasio concluyó la reunión. -Fascinante y emocionante. Tenemos todos mucho trabajo que hacer. María escribe en el blog para informar de esta reunión a nuestros seguidores y mecenas, compártelo por redes sociales. Creo que va a dar bastante que hablar y necesitamos financiación extra. Esto incrementará las donaciones vía crowdfunding.

 

Pasaron 2 meses…

-Compañeros creo que hoy tenemos algo que mostrar al mundo ¿no? -inició la reunión Atanasio en el laboratorio.

Susana estaba excitada y quería comenzar ya. -¡Sí!, apenas he dormido de la emoción. Es como tener un hijo que quieres que todo el mundo lo vea.

Rápido tiró de una tela que cubría algo.

Allí aparecía un dispositivo similar a Bichitos, junto a un pequeño cubo del tamaño de un puño con una abertura como si de una cámara de fotos cúbica se tratase.

Luis tomó la palabra. -Bien, os presento el primer escáner de átomos. Lo hemos bautizado con Nautilus, en honor a mi compañero Julio y al visionario que llamándose igual, vislumbró un futuro que fue realidad en muchos aspectos.

-Veamos cómo funciona. Luis cogió el dispositivo y pidió a Atanasio las llaves de su coche. Las puso en el interior del cubo de Bichitos y con el dispositivo enfocó una luz verde hacia él. Al cabo de unos segundos el dispositivo emitió un sonido y una luz verde parpadeó. En ese momento en la pantalla de un ordenador junto a Bichitos, apareció la imagen en 3D de las llaves de Atanasio y una serie de datos:

  • Número de átomos que conforman el objeto (la llave), desglosado por cada tipo de átomos: era un número de 12 cifras, y había 9 tipos de átomos diferentes.

  • Energía necesaria: 15 Watios.

  • Tiempo: 3,05 horas.

-Jefe en tres horas tienes una copia de tus llaves. ¿Qué te parece?

-Alucinante. Habéis conseguido escanear objetos y que bichitos funcione con átomos de todo tipo.

-Así es, y sobre todo hemos mejorado la rapidez. Los nanorobots son cada vez más rápidos y eficientes, los tenemos motivadísimos -bromeo con una sonrisa Julio.

-¿Se puede escanear y fabricar cualquier cosa? -preguntó María.

-Si no está viva sí -contestó Julio-. Hemos hecho experimentos con insectos pero se clonan sin vida.

-¿Entonces podemos escanear ya jamón de bellota 5 Jotas? -preguntó ilusionado Fernando.

-Actualmente Bichitos permite objetos de un tamaño hasta 25 cms. Estamos trabajando en que pueda dinámicamente modificar su tamaño, es decir, reconstruirse y agrandarse mediante sus propios nanorobots.

-Sois mágicos -replicó María-. Esto era inimaginable hace un año y lo estáis haciendo.

-Lo estamos haciendo -añadió Atanasio-. Todos sois parte fundamental de este proyecto.

Prosiguió María. -Estoy emocionadísima con el potencial casi infinito de cosas que se me están pasando por la cabeza que podremos hacer.

-Bien -añadió Atanasio-, sigamos trabajando y luego comprobamos si la llave abre el coche.

 

Al día siguiente Fernando se acercó muy excitado al equipo. -¡Eh! chicos, vamos a desayunar juntos. Fernando traía unos bollos de pan, unos tomates, aceite de oliva y algo envuelto en papel de cocina.

-Chicos, ayer antes de irme, y tras ver cómo la llave clonada de Atanasio funcionaba perfectamente, fui a comprar 300 g de jamón de Jabugo 5 Jotas en finísimas láminas. Lo escaneé con Nautilus y programé a Bichitos toda la noche a trabajar. Esta mañana, al llegar me he encontrado tras 9 horas de ejecución, la réplica de las lonchas y quiero haceros partícipes del primer desayuno de jamón 5J nanotecnológico.

Fernando había puesto 6 platos en la mesa ubicando cada bollo de pan sobre ellos, y procedió a abrir el papel de cocina sobre el que guardaba el preciado manjar. Aparecieron unas láminas de brillante jamón con un aspecto muy apetitoso.

Susana abriendo los ojos como platos dijo. -Fernando eres un sol, me encanta desayunar jamón. Te voy a comer a besos, tiene una pinta espectacular. Ay que buenos desayunos nos vamos a dar con Bichitos. Pásame el fichero con el nanograma que me voy a poner las botas cada mañana.

María preguntó. -¿Qué es el nanograma?

-Perdona María -respondió Susana-, lo comentamos por encima hace unos meses. Es el nombre que le hemos dado al fichero que recoge el software de un objeto que se escanea con Nautilus. Es decir, cuando pasamos el hardware a Software. Es como el ADN en la materia orgánica, o el fichero .mp3 de la música; en nuestro caso es un fichero .ngr que permite a Bichitos replicar el objeto escaneado.

Fernando fue preparando el suculento desayuno y cuando tuvo listos los seis bollos dijo. -Compis, hagamos historia con el primer desayuno nanotecnológico.

Fernando primero tomó un trozo de jamón y se lo metió en la boca. Con los ojos cerrados lo degustó. Estaba cortado muy fino, y la grasa entrelazada del buen jamón de bellota hacía que se deshiciera fácilmente en su boca. -¡Ummmm!, está exquisito -dijo Fernando.

Inmediatamente y con la boca hecha agua, todo el equipo comenzó el desayuno mientras compartían las sensaciones con sonrisas y júbilo.

Mientras desayunaban, María dijo. -Propongo que cada día alguien traiga alguna comida y vayamos creando nuestra Base de Datos de nanogramas culinarios para nuestros desayunos y comidas.

-Buena idea -agregó Susana-. Yo me encargo luego de comprar Caviar. Mañana será un desayuno de reyes.

Luis intervino. -Tenemos otra idea disruptiva que os va a gustar.

-Cuéntanos -dijo María entusiasmada.

-Estamos trabajando en que Bichitos tenga capacidad para fabricar los componentes que la conforman, de modo que pueda autorreplicarse. Es decir, estamos escaneando a Bichitos para a partir del nanograma de cada uno de sus componentes, que un usuario pueda montar en su propia casa copias de Bichitos. Esto permite escalar la producción de objetos, ya que si se necesita producir en serie por ejemplo móviles, se puede previamente replicar el número de impresoras 3D, para maximizar la producción en serie de estos.

-Si el objetivo es hacer esta tecnología asequible a todos, lo ideal sería que una impresora de nanotecnología pudiese replicarse a sí misma. Y que los usuarios la regalen a sus amigos o vecinos, expandiéndose exponencial o viralmente.

-Y otro concepto en el que estamos trabajando es que pueda descargarse de Internet su firmware o sistema operativo, y actualizarse a sí misma, convirtiéndose en un gadget que mejore con cada innovación que se produzca, y a su vez que la implantación sea instantánea. De este modo se suprime la obsolescencia planificada de algunas tecnologías, erradicándose de hecho la obsolescencia.

María preguntó. -Aclárame el concepto de Firmware.

-Bien, piensa en cuando actualizas el sistema operativo de tu móvil, para solucionar problemas de éste e incorporar funciones nuevas. Bichitos hará lo mismo, se actualizará solo, incorporando nuevas funciones y mejoras de las actuales.

-Los usuarios van a poder crear cualquier cosa a través de su propia impresora. Según Trascendental vaya realizando mejoras en sus investigaciones, los usuarios en tiempo real podrán incorporarlas. De este modo tanto podrán fabricar objetos mayores, como más complejos según vayamos mejorando a Bichitos.

María dijo. -¡Joder!, perdón por la expresión jefe. Voy a publicar todo lo que estamos viendo hoy en el blog y redes sociales. Los seguidores van a flipar. Me acabo el desayuno y me pongo con ello.

Atanasio intervino. -Efectivamente María, este concepto fascinará a los fans de Trascendental. Es disruptivo y catalizará más si cabe el avance de esta tecnología, haciéndola llegar al mercado en tiempo real al de sus descubrimientos. Se elimina el canal de distribución convencional de los productos y el servicio técnico (se repararán solas). Esto es algo insólito hasta el momento. El coste de los objetos se reducirá al de la energía para hacer funcionar la máquina y al del coste de la materia prima. Patentes, i+d, innovación… todos esos costes desaparecerán en esta tecnología. Al poderse fabricar las placas solares mediante nanotecnología, se creará un círculo virtuoso mediante el cual cada vez será más barato fabricar con nanotecnología, reduciéndose el coste prácticamente al valor de los elementos de materia prima de los elementos químicos de la tabla periódica.

Fernando añadió. -Jefe, con tu permiso voy a crear un microsite en la web de trascendental en el que los usuarios puedan subir sus creaciones propias con todo lo que quieran escanear y desde ahí todo el mundo pueda descargarlas. Habrá objetos naturales que los usuarios escaneen y conviertan en Software subiendo su nanograma, y objetos que fabricarán los propios usuarios, como un nuevo perfume, un objeto de artesanía, una obra de arte como una escultura o un cuadro.

-Me parece una idea estupenda Fernando, adelante -respondió Atanasio-. Creo que un buen nombre para acuñar este nuevo modelo de Ecommerce sería NanoShop. Créalo como una plataforma market place del tipo de Amazon, pero con el modelo de negocio de Spotify, en la que los artistas o creadores puedan subir su nanograma, dejándolo gratuito a disposición de los usuarios, o con el precio que estimen conveniente. Así los usuarios pagarán una cantidad pequeña que en su conjunto generará ingresos a los artistas. Muchos artistas y usuarios subirán gratis sus obras para darse a conocer o compartir, otros cobrarán una cantidad por la descarga. Que el mercado decida y regule.

María preguntó. -¿Cómo está de atareado Bichitos? ¿Puedo utilizarlo para clonar mi perfume?, se me está acabando y cuesta bastante dinero.

Luis respondió. -Tengo que seguir haciendo pruebas y mejorando lo que hemos comentado, pero voy a hacer un clon de Bichitos, para que podáis ir probándolo. Vendrá bien y así podéis ir creando una base de datos de nanogramas de todo lo que vayáis generando.

Jefe, -preguntó María- ¿qué pasa si subo mi perfume Aire de Loewe al site? ¿habrá problemas con los derechos de autor o patentes?.

-Buena pregunta María -respondió Atanasio-. Habrá que consultar a nuestro departamento jurídico, pero creo que estamos ante un vacío legal. Como sucedió en la piratería, quizá subirlo no sea ilegal, pues tú lo has comprado; lo que quizá sí lo sea es que tanto tú como otro usuario lo cree sin comprarlo al titular de la patente. No obstante, esto va a cambiar sí o sí, y requerirá un replanteamiento de la legislación al respecto. En mi opinión tendemos a un modelo como el de Spotify en la música .mp3. Dado que hay un vacío legal, tienes mi permiso para subirlo. Debemos impulsar el cambio de paradigma.

-Y una cuestión interesante Julio -añadió María-. Nautilus podría en el futuro escanear un objeto sin que esté dentro de Bichitos, es decir, ¿podría llevarme a Nautilus de tiendas y obtener el nanograma por ejemplo de todos los perfumes que me gusten?

-Sí, María; Luis y Fernando están trabajando en ello -respondió Julio-. Cuando utilizamos Nautilus dentro de Bichitos, Nautilus ya conoce o tiene en su memoria la matriz 3D de Bichitos, sabe que es un cubo hueco, y todos los átomos o piezas de puzzle que detecta sobre la superficie de Bichitos sabe que son del objeto a escanear. Si escaneas un frasco de perfume sobre un mostrador, hay que decirle a Nautilus que el objeto es sólo el perfume, no el mostrador. Luis te podrá explicar el resto mejor.

Luis intervino. -Exacto, estamos trabajando en un algoritmo de reconocimiento de contornos 3D, de modo que al hacer la “foto” del frasco de perfume, Nautilus detecta los átomos similares en un contorno y te muestra la foto que has realizado y un contorno delimitando lo que él cree que es el objeto principal que has encuadrado en el centro. Estamos incorporando en Nautilus una pantalla táctil, como la de los móviles, para poder ver esta imagen e interactuar con ella. Realmente esta imagen es en tres dimensiones, y podrás rotarla, ampliarla con zoom, y corregir el contorno hasta que tengas el objeto perfectamente delimitado por sus contornos correctos. Si el objeto está suspendido en el aire, por ejemplo por un hilo o cuerda es muy sencillo. Si no, lo recomendable es que esté sobre una superficie homogénea lisa.

-Fantástico Luis, estoy deseando llevarme de compras a Nautilus -respondió María-. Voy a ampliar mi vestidor y juego de botas y zapatos. Las mujeres os van a adorar.

 

Tres semanas después Susana llegó al laboratorio luciendo un colgante con un precioso diamante de un tamaño considerable.

María al verla, le preguntó. -Susana, ¿ese brillante no será un diamante de verdad cortesía de Bichitos? ¿no?.

-Sí -respondió Susana-, Julio y Fernando han mejorado Nautilus y ya permite escanear el nanograma de un objeto sin que esté en el interior de Bichitos. Fui ayer a una joyería y le hice una foto especial a éste. Esta mañana Bichitos lo tenía listo para mí.

-Vaya, es precioso. ¿Lo has subido a la base de datos de nanogramas? Creo que no vamos a necesitar las donaciones. Podemos fabricar en serie diamantes en horas.

-¿Me dejas a Nautilus esta tarde?.

-Este se lo ha pedido Fernando, pero espera, que replicamos a Nautilus con Bichitos en unas horas y te lo llevas también. ¿Qué vas a escanear?.

-¿Qué no voy a escanear?, más bien -respondió María guiñandole un ojo.

Al día siguiente Fernando estaba especialmente contento.

Susana lo advirtió y lo llamó. -Fernando ven.

-Dime Susana.

-Te veo muy contento, déjame que te observe.

Fernando se subió las mangas y mirando a su muñeca izquierda con una sonrisa socarrona, lucía un espectacular reloj.

Susana dijo. -Guau, es chulísimo. Es un Franck Muller, y diría que de oro blanco.

-Pues sí -respondió Fernando-, siempre me encantó el modelo Genove; pesa un poquito porque la caja es maciza de oro blanco. 18.000 € por solo 30 W de energía y un trillón de átomos. En total no ha llegado a 2 €.

En ese momento María llamó al equipo. -Compissss, venid. Atanasio, es importante.

Los compis se reunieron con María en la sala de juntas con forma de cubo de cristal.

-Houston tenemos un problema. Hemos puesto en venta las primeras versiones de bichitos. Nuestro coste es de unos 15 € por cada Bichitos. A través del crowdfunding de nuestra web, están llegando miles de peticiones por día. El precio es de sólo 500 €, pero una impresora 3D cuesta mucho más y Bichitos está a años luz en tecnología y potencial. No damos abasto.

-Bien María, -intervino Atanasio-. Encárgate de alquilar más espacio para ampliar nuestro almacén. Contacta con una empresa de logística que tenga capacidad para la distribución. Clonad a Bichitos en paralelo para atender la demanda. Tenemos mucho margen comercial y debemos aprovecharlo para escalar nuestra producción y por un lado conseguir financiación para nuestro proyecto, a la vez que acelerar la inundación del mercado antes de que los detractores que en breve surgirán bloqueen nuestra fundación o nos precinten. Si hacemos que la replicación de Bichitos por parte de los usuarios sea imparable, los lobbies no tendrán modo de poner freno a este cambio.

-Cada unidad servida de Bichitos podrá ser replicada por los usuarios y exponencialmente irá llegando a cada persona interesada.

-Ufff me da vértigo jefe -contestó María resoplando.

-María te elegí por tu fuerza y carácter transgresor. Estoy seguro de que eres la persona idónea para este propósito.

-Gracias Atanasio. No tengas duda de que no voy a descansar hasta conseguirlo. Me pongo manos a la obra ahora mismo.

Fernando exclamó emocionado. -¡Joder! la que se va a armar. Estoy entusiasmado.

Atanasio antes de acabar la reunión, fijó su mirada en un cuadro que había en la pared y preguntó. -Chicos, ¿ese cuadro no es La noche estrellada de Van Gogh?

-Sí, Atanasio. Me llevé de compras a Nautilus y pasé por el museo. Siempre quise tener un Van Gogh -respondió María con una sonrisa pícara.

-Me parece estupendo -contestó Atanasio-. Le da un toque creativo al cubo. Los museos quizá no piensen igual, pero Vincent Van Gogh creo que se sentiría estaría feliz si todo el que quisiese, pudiese disfrutar de su arte en su entorno, en lugar de sólo los privilegiados que puedan adquirirlo o visitar puntualmente el museo.

 

El equipo había definido reuniones semanales para que María les pusiese al corriente del impacto en el mundo de Bichitos y el resto del equipo compartiese sus avances.

Se encontraban en el cubo de cristal unas semanas después.

María comenzó la reunión. -Buenos días compis. Tenemos que reflexionar sobre algo que se está tambaleando a causa de Trascendental. Se trata del arte; está sufriendo un duro golpe. Cualquier pieza de arte puede ya escanearse y construirse una réplica idéntica átomo a átomo. De este modo es imposible saber qué pieza es la original y cuál la copia. Las galerías de arte tienen pavor a Nautilus. Los expertos en arte se ven impotentes, no pueden detectar un original. Los museos y artistas se oponen a esta tecnología. Están saliendo en prensa y televisión vaticinando el caos y la destrucción del arte y los artistas. Nos acusan de destruir la cultura.

-Los museos han prohibido el uso de Nautilus y los escáneres atómicos. Utilizan los escáneres para detectarlos y hacen vaciar bolsos casi registrando a los usuarios para que no entre ninguno en sus recintos. Pero igual que sucede en los cines con el pirateo de las películas, una vez que alguien consigue colar un escáner, el incentivo es muy alto, y se sube a nuestra nanoshop. También los suben a otras páginas de Internet y sistemas de descarga entre usuarios (P2P).

-Tenemos que dar una respuesta a los medios y usuarios sobre qué enfoque vamos a dar a este delicado asunto. ¿Qué opináis que debemos hacer.?

Julio intervino el primero. -El arte es para compartirlo, no para que un rico lo tenga en su casa. La misión de los museos es difundir el arte, ¿qué mejor forma de hacerlo que llevarlo a las casas de los ciudadanos? Evidentemente el negocio se va a ver muy afectado, porque los intermediarios que no aportan valor van a desaparecer. Los museos tendrán que reinventarse como ha pasado y pasará siempre. Tendrán que llevar a los artistas al museo y aportar más valor, ya no vale con tener sólo los cuadros para que los vean. Tienen que vender experiencias.

Susana comentó. -Estoy de acuerdo contigo Julio, las galerías y museos tienen que reinventarse, pero ¿y los artistas? ¿Qué motivación tendrán para crear su arte si no tiene valor económico?

-Buena pregunta -intervino Atanasio-. Tenemos que pensar lo que nuestra tecnología aporta a la sociedad. Si destruimos la generación de arte, no será positiva en esta parcela. Debemos pensar en cómo aportar valor a la sociedad siempre en términos globales.

-Creo que los artistas seguirán creando obras -contestó Atanasio-, y las venderán una vez. Lo que ocurre es que serán replicadas. El hecho de que una obra no sea única no debería reducirle valor a quien desee comprarla. Por ejemplo, si un millonario compra un Rembrandt, él sabe que tiene el original en su casa, el primero de todos, el que creó de su mano el artista. Hasta hoy, ese cuadro siempre se ha reproducido casi hasta la perfección por especialistas. Sin embargo, el propietario asigna un valor al origen de esa obra y a los intangibles asociados a ella.

-Por lo tanto, evidentemente esto supone un cambio, pero creo que para mejor. De hecho los artistas van a ser mucho más conocidos porque su arte se va a multiplicar exponencialmente. Cuando un artista presente una obra nueva, habrá mucha más demanda porque más personas valorarán su arte al ser más difundido. Una persona comprará esa obra original y posteriormente, si decide permitir que Nautilus la copie, además hará un acto de altruismo al compartirla con el mundo y permitir que otras personas disfruten de ella tanto como él. Es una remuneración trascendental para él, un mecenas del arte que hace que llegue a todos los rincones del mundo.

Fernando intervino. -¿Conocéis a Elon Musk?

Julio respondió. -Sí, es el creador de Paypal, Tesla Motor, SpaceX, SolarCity, Hiperloop… Un visionario como nosotros que está cambiando el mundo. Me encanta ese chico, soy fan suyo.

-Exacto -continuó Fernando-. Es un crack en todo lo que hace. Pero hay algo por lo que mucha gente quiere a este tipo. Hace públicas sus patentes, las regala a su competencia. Quiere impulsar el cambio y hacer avanzar el mundo, por encima de su propio lucro. Y esto hace que tenga millones de seguidores y fans en sus redes sociales y que lo adoren. Y todo esto se traduce en que sus empresas están arrasando muy por encima de su competencia. Space X supera en tecnología a la NASA, sus cohetes han sido los primeros en aterrizar y ser reutilizables. Tesla Motors vendió 300.000 coches por adelantado dos años antes de tener listo su Model 3. Elon genera una expectación, confianza y credibilidad en el mercado porque hace las cosas de modo diferente. Se concentra en aportar valor al mundo, no en generarlo para sus empresas. Y al final, en su caso se cumple el dicho de que si das 10 veces más de lo que esperas recibir, recibirás 10 veces más de lo que diste.

Susana comentó. -Suena maravilloso Fernando, la cuestión es cómo explicamos esto. María está preocupada y tenemos el foco de atención puesto en lo que salga de este cubo tras la reunión.

-No creo yo que Van Gogh disfrutase de que su obra fuera copiada -intervino María-, puesto que ya no sería considerada una obra de arte, sino una copia. Le falta el factor humano, la emotividad y la creatividad de la que carecen las máquinas.

Atanasio continuó. -El mundo debe entender que las nano réplicas serán exactas, pero réplicas, y el valor intangible emocional o romántico de las obras de arte estará en la pieza original y en el hecho de haber pagado por ella haciendo posible que el artista la haya creado y continúe sus obras.

-Fernando y Julio, investigad sobre criptografía y criptomonedas como BitCoin. Propongo que creemos un certificado de propiedad de las obras intelectuales, transferido del autor al propietario, o de un propietario a otro. Este certificado será digital, y utilizará un protocolo similar al de Bitcoin que evita que se puedan copiar monedas digitales, por lo que al no ser un certificado físico no podía replicarse también por nanotecnología.

-De este modo daremos al mercado del arte la respuesta a la identificación de cada obra original, que es lo que los trae locos. El resto serán réplicas mejores que las actuales, pero no la pieza original. Por lo tanto, problema resuelto.

-Me parece una buena solución -respondió Fernando-. Nos ponemos manos a la obra.

-María haz un comunicado de prensa explicándolo. No estará exento de polémica, pero estoy seguro de que los usuarios nos van a apoyar. Hay que transmitir siempre un criterio muy claro. Aportar valor a la sociedad en su conjunto. Esa es nuestra misión como fundación.

 

Tras quince días, el equipo tenía reunión de nuevo en su cubo de cristal.

Atanasio comenzó. -María, ponnos al día sobre nuestro entorno.

-Bien. ¿Queréis primero las malas o las buenas noticias?

-Comencemos por las malas -respondió Atanasio.

María procedió:

  • Han contactado con nosotros varias firmas jurídicas con amenazas y cuestiones relativas a propiedad intelectual y patentes. Franck Muller dice que un reloj original suyo se vende por Internet con un número de serie que no es único y están muy enojados. Fernandito, la que has liado. Tenemos dos compis más abogadas atendiendo demandas.

  • Varias marcas de perfumes han puesto el grito en el cielo. Nos amenazan con demandas multimillonarias y dicen que vamos a hacer que despidan a miles de personas. Entono el mea culpa, visité varias perfumerías y me hice mi propia colección, que como buena chica solidaria compartí en la nanoshop.

  • Los perfumes de imitación, relojes de réplica y similares están desapareciendo del mercado. Nos ha informado sobre esto una prestigiosa consultora.

  • Algunos fabricantes de coches se muestran preocupados por si nuestra tecnología tendrá capacidad para replicar vehículos. Dicen que este sector genera mucho empleo y negocios aledaños y que será un desastre para la economía si los coches se llegan a poder nano replicar.

    Atanasio intervino. -De nuevo como cuando se produjeron las primeras cosechadoras. El pan redujo su precio a una décima parte y ese excedende de dinero se aplicó en nuevos productos y necesidades que impulsaron el mercado. Un coche es el segundo mayor gasto de las familias, al reducir su precio, la cuota de bolsillo excedente se empleará en otros productos o servicios. Esto es de manual de Microeconomía. El sector debe adaptarse para el bien de la sociedad.

  • Apple también nos ha llamado; su terminal móvil se está replicando como churros, pero sus ventas bajan. Sus Ipads y Macbooks también están inundando el mercado y en Ebay que antes se vendían caros los de ocasión, ahora hay muchos nuevos a un precio muy inferior.

-Más de lo mismo -añadió Atanasio.

  • También nos han llamado del gobierno. El ministro de industria está muy preocupado y ha solicitado una reunión urgente contigo. El de defensa también, estos han sido muy serios.

  • Aunque el comunicado de prensa fue un revulsivo apoyado mayoritariamente por los usuarios y un número considerable de artistas. Los museos y el sector del arte siguen muy preocupados porque parece ser que hay varios usuarios que están vendiendo cuadros de Van Gogh y Rembrandt originales y otras obras de arte únicas. Entran a los museos y se ponen a escanear todo lo que les gusta. Lo nano replican en sus casas y por si no fuera poco lo suben a la nanoshop para que otros usuarios los descarguen. Siguen empeñados en que vamos a destruir los museos, las galerías de arte y a los artistas.

  • Amazon y Ebay nos han llamado. Dicen que se está pasando del Showrooming (hábito de los usuarios que ven productos en un comercio físico y hacen la compra online en otro lugar donde encuentran mejor precio) en el comercio electrónico al Showrooming para la nano replicación. Sus ventas han comenzado a caer y ven peligrar su modelo de negocio; de hecho vaticinan la desaparición del comercio electrónico como lo conocemos hoy. Quieren adaptarse al cambio y subir los nanogramas. Nos han solicitado sendas reuniones contigo.

-En este sentido -intervino Atanasio-, Internet fue una tecnología que a través del Showrooming perjudicó a algunos comercios físicos a favor de los grandes market places como Amazon, Ebay, o Google Shopping. El Nano Showrooming va a impactar también y perjudicará a algunos players del sector y beneficiará a otros. Nuestra NanoShop tiene la posibilidad de descargas gratuitas y descargas de un micro pago que el propio autor establece. De este modo, obtienen ingresos. Además hay usuarios que realizan donaciones al autor. Ocurre como en los museos de algunas ciudades europeas en los que la entrada es gratuita, pero hay una gran urna para donativos; y algunos recaudan más así que anteriormente con un precio de entrada. También sucede en el transporte público de bus y tren de algunas ciudades europeas; no hay nadie cobrando, los usuarios pasan su tarjeta por un cajero y el civismo hace que el porcentaje de uso sea elevado.

-Vamos a cambiar la sociedad, pero esta no puede permanecer anquilosada. No me preocupa Amazon, son innovadores y sabrán cómo pivotar su modelo de negocio.

-Lo principal es que los productores de propiedad intelectual, innovadores y el público final se están beneficiando sobremanera, y los intermediarios que no aportan valor al producto o servicio van a desaparecer para beneficio del usuario final que no pagará una plusvalía que ya no le aporta valor.

  • Tenemos algunas amenazas de muerte y algún grupo religioso dice que vamos a causar el fin del mundo y estamos endemoniados.

  • La fábrica nacional de moneda y timbre ha puesto el grito en el cielo. Dice que hay dinero falso por doquier y que no es detectable. Que vamos a devaluar la moneda, crear una inflación sin precedentes y ocasionar un cataclismo económico. El ministro de economía también está muy preocupado.

Atanasio respondió. -Habrá que ayudarles a buscar una solución. Esto es importante. Nos lo apuntamos todos para una realizar una tormenta de ideas.

  • La cotización del oro está cayendo sin precedentes. La Reserva Federal Americana me preocupa. EEUU tiene mucho poder. Estos se han metido en guerras por petróleo y factores que hacen peligrar su economía.

  • Las bolsas están comenzando a resentirse y hay empresas subiendo, otras bajando y otras desapareciendo en semanas.

  • He contratado seguridad para nuestro edificio y a ti Atanasio te he puesto a dos personas para que te acompañen las 24h. Te las presentaré luego, están en la puerta del edificio.
     

-En fin. Hasta ahí las malas. Ahora las buenas -prosiguió María:

  • He tenido que incorporar a más personas al equipo y alquilar oficinas anexas a las nuestras. El almacén para la producción de Bichitos tiene 10.000 m y estamos expidiendo 500 al día. Aún así la demanda crece exponencialmente. Sigo ampliando instalaciones y hemos contratado a personal que atiende nuestra nano fábrica.

  • En estas semanas hemos expedido miles de Bichitos y a su vez los usuarios han comenzado a replicarlos exponencialmente. Julio ha incluido un sistema de tracking o control en Bichitos y detecta cada vez que se produce una replicación de su núcleo. Así, el propio Bichitos cada vez que reproduce el núcleo lo detecta y envía una señal online que nos permite disponer de un contador y una gráfica que recoge el incremento exponencial del número de “Bichitos”. Existen ahora más de 25.000 repartidos por todo el mundo.

  • Tenemos contactos de universidades y científicos de todo el mundo deseosos de colaborar y solicitando información. He tenido que incorporar a varias personas en atención telefónica, por email y redes sociales.

  • Las redes sociales echan humo. Hemos subido los seguidores exponencialmente y no paran de hacer preguntas tanto preocupados algunos, como exultantes los usuarios que ya tienen en casa a Bichitos. Aquí nos están ayudando los community managers de Prodigia.

  • De prensa y Televisión tenemos solicitudes que no podemos atender. Todos quieren hablar con nosotros y que expliquemos qué estamos haciendo y cómo va a impactar al mundo. Estoy enviando notas de prensa a diario para darles respuesta a las consultas más frecuentes.

  • Están llamando también del ministerio de sanidad para consultar si pueden utilizar bichitos para clonar órganos para trasplantes. Esto creo que debe ser prioritario atenderlo, pues podemos salvar muchas vidas.

  • Asociaciones contra el hambre nos están pidiendo equipos para el tercer mundo. Estos los estamos enviando sin coste para ellos.

  • Jabugo está encantado por nuestro post del primer desayuno nanotecnológico, pero también muy preocupados por cómo les va a afectar esto. Dice que su notoriedad como marca ha subido a nivel mundial, pero que sus ventas no, y no saben qué va a pasar con sus cerdos. Entienden que esto ha venido para quedarse y quieren adaptarse, consideran que va a ser un revulsivo que les obligará a dejar de criar cerdos y bellotas a la escala actual. Proponen crear una tienda online en su web con los nanogramas de todos sus jamones, pero quieren royalties o algo similar.

  • La comunidad científica ha llamado para proponerte como premio Nobel.

  • Varios economistas de prestigio quieren entrevistarse contigo. Dicen que vamos a desencadenar la 3ª revolución industrial y a contribuir a una generación de riqueza sin precedentes.

  • Los ecologistas nos quieren. Que no se maten animales y que la comida ecológica sea asequible y accesible les encanta.

  • Han contactado con nosotros desde Alcor, una fundación americana para la extensión de la vida a través de la criogenización, quieren colaborar con nosotros para investigar en su propósito, ya que la muerte cerebral producida por los daños en las neuronas al faltarles riego sanguíneo, creen que pueden ser reparados vía nanotecnología, posibilitando así recuperar a sus pacientes en estado de criopreservación.

  • También nos ha llamado Aubrey de Grey, el prestigioso investigador del MIT sobre longevidad, quiere reunirse con nosotros y colaborar en la investigación. Se le veía emocionado.

-Eso es todo por el momento -finalizó María emitiendo un suspiro.

-Pobre María -dijo Susana-, está que no para, estresada con tantas llamadas y peticiones.

Julio agregó- señores esto no ha hecho más que comenzar y me estoy divirtiendo como hace tiempo que no recordaba. Me encanta poner el mundo boca abajo y que se den un tortazo los que frenan la evolución. Conservadores y anquilosados necesitan estímulo -finalizó con un guiño, poco usual en los ademanes expresivos de Julio.

-Bien -intervino Atanasio-, prioricemos. Pensad en el problema del dinero. Tenemos que inventar un sistema de valoración distinto, una nueva moneda. Y también en cómo podemos favorecer la clonación de órganos. Creo que estos dos temas deben centrar nuestra agenda en las próximas semanas.

-Compañeros, que no os tiemble el pulso. Os elegí por vuestra personalidad, además de vuestro conocimiento e inteligencia. Estáis demostrando estar a la altura del equipo que cambiará el mundo en el menor plazo de tiempo hasta ahora en la historia. Barajad la ética junto a nuestro leit motiv: “mejorar el mundo en sentido global”. Confío en vosotros y sé que conseguiremos todo lo que nos propongamos; ya lo estáis demostrando.

 

El equipo iba saliendo cargado de motivación del cubo de cristal. María salió la última y antes de que Atanasio se marchase se dirigió a su líder. -¿Atanasio puedo hablar contigo en el cubo de cristal?

-Claro María -le respondió Atanasio-, acompáñame.

Una vez se sentaron uno frente al otro, Atanasio con naturalidad le dijo. -Cuéntame.

-Atanasio, soy una mujer directa y no me ando con rodeos. Me gustaría hacerte una pregunta personal, ¿puedo?

-Puedes hacerla María, por supuesto, aunque no te garantizo que te dé la información que me pidas.

-Ok, me arriesgaré. Realmente son dos.

-La primera es sobre tu inclinación sexual. ¿Eres heterosexual?

-Vaya María, me sorprende tu pregunta. ¿Qué motivación tienes para estar interesada en ese aspecto tan personal?

-Me estás contestando con otra pregunta Atanasio.

-Así es María. Cuando doy información personal deseo saber el uso que se le va a dar.

-Bien, me parece coherente. Siendo así, te lanzo la segunda pregunta.

-¿Tienes pareja?

-¿Por qué te interesa María?

María algo exaltada contestó. -Porque me gustaría saber si existe la remota posibilidad, dadas tus continuas evasivas, de que algún día pueda tenerte bajo mi control.

-¿A qué tipo de control te refieres María?

-Atanasio eres un hombre muy inteligente, creo que sabes a qué tipo de control me refiero. Intuyo que eres un ser difícil de conquistar, pero supongo que tendrás vida sexual y necesidades como todo hombre. Quisiera conocerte en tu parcela más animal y salvaje, fuera del control absoluto que siempre muestras, cediendo tu control a mí y dejándote llevar por experiencias que creo que a los dos nos elevarían a otro nivel.

-María, te agradezco sobremanera que me tengas en tan alta estima. Tú eres una mujer interesante para cualquier hombre. Pero en mi ámbito profesional hasta la fecha no he cruzado la línea del placer. Trascendental es muy importante para mí, aparte de mi consideración personal de no complicarme con aspectos que puedan afectar a mi entorno profesional.

-Atanasio las reglas están para romperlas cuando una excepción lo merece.

-Pienso como tú María, pero esta regla aún no se ha quebrantado.

-¿No tengo ninguna opción contigo?

-No, María.

-Y si no trabajase en Trascendental, ¿la tendría?

-María, ninguna experiencia sexual conmigo sería tan intensa para merecer abandonar este proyecto.

-Tú no sabes lo que me pone tu carácter Atanasio. Te ataría a mi cama, te vendaría los ojos y detendría el tiempo. Te iba a hacer sufrir de un modo que te encantaría.

-Es una propuesta muy tentadora que cualquier hombre aceptaría sin dudarlo María. Pero debo hacerte entrar en razón. Te voy a seguir tratando como hasta ahora, y espero de ti la madurez e inteligencia que sé que tienes para que esta conversación no afecte a nuestra relación profesional.

-Bien Atanasio, pero al menos respóndeme a la primera pregunta que te hice.

-María, no quiero darte pie a crearte expectativas.

-Uffff, me tienes muy tensa Atanasio. Necesito aliviar esta angustia. Me tengo que ir ya. Gracias por escucharme y que no afecte esta conversación a mi relación con Trascendental.

-Gracias a ti María, admiro tu valentía al exponerte y sincerarte conmigo de este modo.

Atanasio se quedó unos instantes en el cubo reflexionando sobre lo sucedido: "desde luego es una mujer que vale su peso en oro y a la que me gustaría descubrir en el terreno personal. Su coquito promete unas experiencias sexuales intensas y debe ser pasional en todos los sentidos".

María salió rápidamente mientras buscaba en su bolso, a la vez que por su cabeza cruzaba el siguiente pensamiento: “esta noche alguien va a sentir mi látigo”.

Cogió su móvil enviando un mensaje a un contacto de su agenda. -En 30 minutos en mi casa, cuando entres no hablarás hasta que te dé permiso. Solo obedecerás mis órdenes.

Recibió una rápida contestación. -Sí, mi ama.

Comentarios

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.